El tiempo mientras tanto

22Dic10
Es verdad, tan sólo las cenizas de quererlo todo.
Ni el dolor, ni el frío.
Ni la duda.

Tu silencio me deja claro que es lo que (no) me toca. Que es lo que (no) me espera. Adiós, muy buenas. Y de verdad que pensé que a lo mejor, que sólo a lo mejor, podíamos. A veces decimos la verdad porque necesitamos decirla en voz alta para poder creerla, otras veces la contamos porque no podemos aguantarnos y otras (las menos) porque a alguien le debemos, al menos, eso. Yo a ti no te debo ni eso.

Anuncios


No Responses Yet to “El tiempo mientras tanto”

  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: